La última estrategia contra los pueblos amazónicos

  • Sharebar

Hace unas semanas, la revista Caretas (2098) publicó el artículo “Pizango nos traicionó” basándose en algunas declaraciones del líder indígena Santiago Manuin.

unionsl.blogspot.com

Dicho artículo, evidentemente, buscaba dividir la opinión respecto a los líderes amazónicos de AIDESEP, quienes, a pesar de las presiones del gobierno, siguen respaldado a Alberto Pizango. Pizango es el único líder que tiene orden de arresto, acusado por los delitos de sedición y motín en agravio del Estado, por lo que se encuentra asilado en Nicaragua.

En la entrevista concedida a Caretas, Manuin señala que, en su opinión, Alberto Pizango no debió irse del país luego de los lamentables sucesos del 05 de junio en Bagua. No dice que Pizango traicionó a los pueblos indígenas como señala el artículo. Esto es, por el contrario, la interpretación del periodista autor de la entrevista. Manuin reafirma esta opinión en una entrevista para el programa “No hay Derecho” de Ideeleradio, donde además agrega que Pizango no es responsable de organizar el paro amazónico, pues este líder solo siguió el mandato de las bases indígenas. 

En otra entrevista concedida a Perú 21, Manuin revela algo que Caretas no resaltó en su entrevista: la tragedia de Bagua pudo haberse evitado, pues los nativos apostados en la “Curva del Diablo” iban a levantar el paro el 05 de junio. Manuin señala que esta decisión se la dieron a conocer a los jefes policiales encargados de desbloquear la vía, pero las órdenes recibidas de Lima presionaban para que el desalojo sucediera el 04 de junio.  En ese mismo sentido, el líder amazónico Jesús Manacés, Coordinador de la Comisión Investigadora de Bagua, señala:

“Antes de los sucesos de Bagua había diálogo entre la población y la policía, tanto en la Curva del Diablo como en la Estación 6. En Santa María de Nieva nos mostraron un documento con el acuerdo entre la población y la policía para desalojar pacíficamente la Curva del Diablo el 5 de junio… La población acordó retirarse y comunicó la decisión al general Uribe en la tarde del 4 de junio”. (La Primera 19/10/09)

Sin embargo, este diálogo de sordos terminó en la tragedia que ya todos conocemos.

A cuatro meses de lo ocurrido en Bagua, no sabemos realmente quiénes son los responsables de la muerte de 34 peruanos y, más bien, las presiones contra los líderes de AIDESEP han persistido. Recordemos cómo la Agencia Peruana de Cooperación Internacional (APCI) ha intervenido en reiteradas ocasiones a esta ONG, cómo el gobierno alentó y respaldó la creación de una directiva paralela en AIDESEP, cómo Hernando de Soto pretendía dividir a las comunidades amazónicas mostrando un documental ofensivo a la realidad de nuestra Amazonía, el cual ha sido criticado por varios especialistas y líderes amazónicos. 

Entonces, lo de Manuin es una raya más al tigre en este objetivo de desestabilizar a AIDESEP. Por eso, es necesario insistir para que las comisiones investigadoras de los hechos de Bagua (la del Congreso y la llamada “Comisión de la Verdad”) emitan sus primeros informes cuánto antes. Sino, se seguirán construyendo culpables en la Amazonía, sin ningún sustento válido.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted es o no una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
Image CAPTCHA
Enter the characters shown in the image.